Páginas

domingo, 5 de abril de 2009

ÉRASE DE UN MARINERO


Imágenes: Antiqva



Érase de un marinero
que hizo un jardín junto al mar
y se metió a jardinero.
Estaba el jardín en flor
y el marinero se fue
por esos mares de Dios.

Antonio Machado (Parábola)


.

4 comentarios:

alfaro dijo...

Me alegro de leer una entrada con estas imágenes...
y el marinero se fue... y dejó el jardín para que alguien llegara, alguien que estuviera de paso..., otro marinero,
o para tener en tierra algo que recordar y que lo hiciera regresar a cuidarlo.
Cuánto sugieren tan pocos versos.
Un abrazo.

Clarice Baricco dijo...

La primera foto me gustó mucho.


Abrazos.

Marinel dijo...

Ay,qué bonita parábola de Machado...
No la canta Serrat?
Y que preciosidad de fotos,Antiqva.
Le van como anillo al dedo.
Me parece oler el perfume de la rosa, abandonada por ese marinero que le dio vida para marcharse después.
Precioso.
Besos.

Inuit dijo...

Cuántas veces la cantamos sin poder llegar al tono alto de Serrat y cuántas veces imaginamos y nos ubicamos en ese mar, el de cada día al ir caminando a la escuela, el de los veranos largos e interminables de la infancia...
PRECIOSAS las imágenes.
Inuits